ARGENTINA, CULTURA: Desde el infierno porteño

05/02/2024

Desde el infierno porteño

Foto: Rubén Pineda

Fue una semana infernal en Buenos Aires. Temperaturas que rozan los 40 grados, tensión, violencia, ajuste… y la cultura que resiste. En ese contexto, la Fernández Fierro tocó en su casa como tantas otras veces. Como lo vienen haciendo desde hace ya 20 años en el CAFF y desde antes, cuando algunos creían que el tango se moría con el siglo XX. Una breve crónica de una de las tantas fechas de la banda que revolucionó la escena del tango en tiempos donde pretenden que olvidemos las revoluciones. La misma banda que nació allá por el 2001 y musicalizó nuestro infierno urbano. Por Ramiro Giganti (ANRed).


Es sábado por la noche, el telón se corre, un humo que no hace daño se impone en el escenario mientras empiezan a sonar el bandoneón y las cuerdas: la Fierro está nuevamente tocando en su casa.

El calor es abrumante. Lo fue toda la semana. El aire espeso, el hacinamiento del centro. En las inmediaciones del Congreso la cana te empuja contra la vereda, y a veces sin motivo dispara un costoso aerosol sin importarle quien sos o si estás haciendo prensa. Entre los primeros tangos, suena Comezón: su ritmo frenético funciona como catarsis y síntesis de lo que fue la semana violenta. Incluso esa comezón que afectó a las y los gaseados y que permanece por unos días.

 

La Fierro nació en el 2001, entre medio de la crisis, el ajuste, el Estado de sitio y la insurrección popular. Nació para escribir una nueva página de nuestro Tango, tocando en festivales, en algún PH o en la calle, como recordaron. Allí donde una vez vieron, mientras tocaban, a un pibe con una remera de Iron Maiden revoleando la cabeza como si estuviera viendo Rock pesado y eso les indicó que iban por el buen camino. La Fierro y el metal.

«Somos las flores en el tacho de basura», cantaban los Sex Pistols a finales de los 70 enfrentándose a la reina ysu «régimen fascista». Flores Negras que no mueren, y renacen. La Fernández Fierro se forjó en esos tiempos de autogestión y asambleas barriales. Tiempos de rebeldía. Y en esa rebeldía se sumaron a la revolución en el tango. Allí, ante la falta de espacios para tocar que afecta tanto a bandas de Rock como de cualquier otro género, crearon el suyo. Allí, donde el propio bandoneonista Manuel Barrios está colaborando en la barra, como uno de los tantos momentos donde se ve la autogestión. Pero ese será en tema de otra nota.

 

La Fierro siguió tocando. Hoy atraviesa un nuevo desafío. Una crisis a la que hay que enfrentar. «La próxima canción se la vamos a dedicar a unos chupasangre que nos están jodiendo mucho en estos días», anuncia Yuri Venturin, contrabajista, quien también está a cargo de la voz y la dirección. «No, no es lo que ustedes piensan, no estamos hablando ni de Milei ni de los diputados que votaron esto» ironiza. «Ustedes están muy politizados, esta canción se llama Mosquitos» , concluye para luego seguir tocando.

¿Jóvenes tangueros o Viejos Rockers?

La pregunta atraviesa a todo el Tango Siglo XXI, cualquier respuesta puede ser correcta. En esa juntada está la Fierro: Pugliese + Ramones. Las letras pueden ser de Palo Pandolfo, del Tape Rubín o de Silvio Cattaneo. Todas, todos y todes están adentro.

 

La Fierro sigue mirando de frente. Y aunque ya no esté La Perla, y el sistema nos clave una daga tras otras, los tangos siguen floreciendo. Habrá que refugiarse en la cultura autogestiva que sobrevivió siempre. En lo que nos queda. Nos queda la Fierro, los tangos. Nos queda el CAFF. Nos queda el ejemplo de florecer en las jodidas. Nos queda este espacio para el repliegue y seguir luchando por lo que nos corresponde.

La Fernández Fierro se va a presentar todos miércoles de febrero (7, 14, 21 y 28) a las 22hs (puerta 21hs) en el Club Atlético Fernández Fierro, Sánchez de Bustamante 772, CABA. Más información en caff.ar

 

Fuente: Logo Sitio

Visitas: 0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Follow by Email