El fracaso de Biden en el debate genera crisis en el Partido Demócrata y presión para un nuevo candidato

Por Dan La Botz.

El desastroso fracaso del presidente Joseph Biden en su debate televisado con su rival expresidente Donald J. Trump ha provocado una crisis en el Partido Demócrata, ya que algunos piden que el partido elija un nuevo candidato.

Durante el debate, visto por 51,3 millones de espectadores, los demócratas observaron con angustia cómo Biden, de 81 años, hablando con una voz que a veces era sólo un fuerte susurro, parecía débil, vacilante y a veces confundido. En una respuesta incoherente y divagante, Biden terminó diciendo “finalmente vencimos a Medicare”, un programa de salud gubernamental que ha luchado por defender y expandir.

Inmediatamente hubo pánico en el partido. Algunos líderes del Partido Demócrata y donantes financieros han sugerido que es posible que el partido necesite encontrar un nuevo candidato. El New York Times, el principal periódico del país, publicó un editorial titulado: “Para servir a su país, el presidente Biden debería abandonar la carrera”. La Convención Nacional del Partido Demócrata, que tendrá lugar del 19 al 22 de agosto en Chicago, elige en última instancia al candidato del partido y si Biden está dispuesto a dar un paso al costado, podría seleccionar a alguien para reemplazar a Biden. El propio Biden ha dicho que mantendrá el rumbo.

Trump ganó el debate en términos de desempeño, pareciendo fuerte en su estilo típico de grandilocuencia, fanfarronería y beligerancia. En repetidas ocasiones llamó a Biden el “peor presidente”, “el peor comandante en jefe”, un presidente que había creado la “peor frontera”, “la peor situación con China”. Afirmó falsamente haber tenido durante su presidencia la mejor economía, la mejor situación ambiental, los mejores programas para enfrentar el COVID. En repetidas ocasiones volvió a atacar las políticas fronterizas y de inmigración de Biden, diciendo que Biden “…permitió que millones de personas vinieran aquí desde prisiones, cárceles e instituciones mentales para venir a nuestro país y destruirlo”.

Trump siguió provocando resentimiento contra los inmigrantes. Hizo acusaciones absurdas contra Biden: “Él es quien mató a la gente con la frontera mala, incluidos cientos de miles de personas que murieron, y también mató a nuestros ciudadanos cuando entraron. Nosotros, estamos viviendo ahora mismo en un nido de ratas. Están matando a nuestra gente en Nueva York, California, en todos los estados de la unión, porque ya no tenemos fronteras”. El mejor polemista habría tenido que responder a los ataques y mentiras de Trump, y Biden estuvo lejos de ser el mejor.

En cualquier caso, Biden no logró contrarrestar las preocupaciones de los votantes de que es demasiado mayor para otro mandato como presidente y la pregunta es: ¿qué pasará en las próximas semanas? ¿Se puede persuadir a los líderes del partido (Barack Obama, la ex presidenta de la Cámara de Representantes Nancy Pelosi, el actual presidente Hakim Jeffries, el líder de la mayoría del senador Chuck Schuster) y la esposa de Biden, Jill, para que le pidan que se haga a un lado?

¿Quiénes podrían ser candidatos alternativos del Partido Demócrata? Se han mencionado varios nombres. En primer lugar, la vicepresidenta Kamala Harris, aunque no se la considera eficaz ni popular y, como mujer negra, podría tener más dificultades para ganar una elección. Entre las otras posibilidades se encuentran: el gobernador de California, Gavin Newsome, la gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer, el gobernador JB Pritzker de Illinois, el senador Sherrod Brown de Ohio. Si Biden dimitiera, los 5.500 delegados de los 50 estados y varios territorios (como Washington, DC y Puerto Rico) elegirían al nuevo candidato. Alrededor del 15% son superdelegados: ex presidentes, líderes del Congreso, grandes donantes, antiguos funcionarios del partido y algunos funcionarios sindicales. Recientemente ha habido preocupación de que los delegados de la convención no representen adecuadamente a los negros y latinos. Los delegados progresistas, como Alexandria Ocasio-Cortez, tendrán poca influencia en la elección del candidato del partido.

¿Se quedarán los demócratas con Biden? Lo sabremos en un par de semanas.

Tomado de internationalviewpoint.org

Visitas: 3

RSS
Follow by Email